Home / NOTICIAS / Así se hizo el increíble videoclip de OK Go del que todo el mundo habla

Así se hizo el increíble videoclip de OK Go del que todo el mundo habla

Es el vídeo del momento, ese del que todo el mundo habla estos días. Sí, nos referimos al videoclip ‘Upside down & Inside Out’ de OK Go, una divertida pieza que seguramente no para de replicarse en tu muro de Facebook o en tu timeline de Twitter. No es para menos. La grabación de este grupo de Chicago se llevó a cabo en Rusia durante un mes entero y tiene la particularidad de haberse realizado dentro de un avión de la rusa S7 Airlines capaz de alcanzar la gravedad 0 (como en el espacio, sí) mediante la técnica de vuelo parabólico. El videoclip seguramente ya lo has disfrutado -aún así te lo dejamos tras el salto, por si te pillas de nuevo-, pero lo que seguramente no has visto y no sabes es cómo se llevó a cabo esta locura.

Como ya hemos indicado, el videoclip se rodó en el interior de una aeronave de gravedad reducida. Este tipo de aviones facilita ambientes de ingravidez, gravedad cero, para el entrenamiento por ejemplo de astronautas o la realización de ciertas investigaciones. Para ello la mole practica la trayectoria de maniobra en gravedad cero con la cual asciende (en 45º), para después colocarse en posición neutral (0 grados). La sensación de ingravidez dura hasta que el avión en su descenso alcanza los -30 grados, tras los cuales vuelve a repetir la maniobra de nuevo. En Wikipedia, además de explicarlo bastante bien, adjuntan la imagen que tienes a continuación con la que seguro que te haces una buena idea de la trayectoria.

Tal y como explican en la web oficial del grupo, el máximo periodo que se puede estar en estado de ingravidez es de 27 segundos y tras ello hay que esperar unos 5 minutos hasta que el avión se recupera para empezar otra ronda. Como el objetivo era grabar el vídeo sin interrupción, estuvieron grabando durante 8 maniobras seguidas, lo que llevó un total de 45 minutos. En los periodos de descanso se paraba la música. Durante el videoclip, es posible ver los momentos en los que la gravedad vuelve, algo que ocurre en los minutos 0:46, 1:06, 1:27, 1:48, 2:09, 2:30 y 2:50.

Sin embargo, verás si eres muy observador que los momentos de ingravidez no tienen una diferencia de 27 segundos. Eso es, según explica la banda, porque la canción “se mueve” en secciones musicales de algo menos de 21 segundos de duración. Para adaptarlos, apuntan, lo que se hizo fue usar un tempo de 72 BMP (en lugar de los habituales 92,5 BMP) y más tarde el material se aceleró un 28,47% para recuperar la velocidad normal.

Un blogger ruso llamado Alex Cheban tuvo la oportunidad de hacer una buena cantidad de fotos del rodaje que ahora ha publicado en su página para deleite de todos los curiosos. En ellas se pueden ver muchas escenas ocurridas durante el proceso de grabación, en el que por cierto, fue necesaria una gran cantidad de pastillas antináuseas para el equipo de rodaje -además de un examen médico previo. El resultado de toda esta historia lo tienes más arriba, aunque siempre puedes disfrutar también de una de las mejores escenas del videoclip en modo bucle (se trata de la repetición de la parte final) mirando el vídeo que tienes a continuación. Qué pasada.

About @SamuelitoJ

Add Comment Register



Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>